martes, 31 de julio de 2012

Jabón de canela y chocolate

Hoy vamos a hacer un jabón de canela y chocolate. Gracias a la canela, tiene un olor exótico, dulzón que estimula los sentidos...la canela sirve para el acné. Hay un remedio casero contra las espinillas que consiste en poner a unas gotitas de zumo de limón un poco de canela y aplicarlo sobre las espinillas.
El chocolate es una fuente de antioxidantes por lo que previene el envejecimiento de la piel, mejora la circulación y da hidratación y elasticidad al cutis.
Las proporciones de hoy son diferentes. Hay menos cantidad pero si vosotrso queréis hacer más multiplicáis todo.
Los ingredientes son : aceite de oliva virgen 151gr, agua 48gr y sosa 20gr.
El agua es mejor comprarla destilada o mineral que la de casa o bien la podéis purificar con filtros para que sea menos dura y así no nos perjudique en la piel.
Pues comenzamos haciendo lo de siempre, mezclando la sosa con el agua.
Luego calentamos el aceite y cuando estén a igual temperatura mezclamos siempre vertiendo la disolución de agua con sosa sobre el aceite. Batimos y añadimos una cucharada de canela y otra de chocolate rayado.
Ahora, movemos para mezclar todo con una cuchara. Si queremos que salga muy oscuro el jabón, movemos bastante pero también podemos dejar que se vean franjas más claras por lo que lo mezclamos a medias.
Primero ponemos en el fondo del molde un poco de canela para decorar y luego echamos el jabón. Dentro de 24 horas podéis desmoldar. Ahora esperamos un mes para usarlo.
Este tipo de jabón huele como a bollito y su apariencia es de un gran bombón...ya verás cómo gusta...
Os he puesto fotos de más oscuros y de sin mezclar bien. El jabón que está más alto lleva canela por encima...A probar!! Contadme vuestra experiencia con este jabón y si tenéis alguna duda, preguntádme...saludos!!!








domingo, 29 de julio de 2012

Jabón de menta, albahaca y limón

Hoy seguimos con los jabones más elementales, con la utilización de un sólo aceite...dentro de poco comenzaremos con jabones con mezcla de aceites, mantecas y cera de abejas así como leche...pero son más complicados porque tienes que tener en cuenta el coeficiente de saponificación de cada aceite para añadir la sosa...bueno, ya lo haremos. El jabón que vamos a hacer tiene menta sirve para desintoxicar la piel y para las picaduras de insectos igual que la albahaca  y el limón que es astringente, desinfecta las heridas y facilita su cicatrización entre otras propiedades.
Ya he explicado cómo se hace este tipo de jabón por lo que ya sabéis las proporciones.
Hacemos una infusión de albahaca y menta.
Colamos la infusión y  dejamos que se enfríe a unos 40ºC. Calentamos el aceite de oliva hasta 40ºC. Mezclamos los dos vertiendo poco a poco la sosa diluida en la infusión, en el aceite.
Batimos con la batidora, primero a velocidad 1 y luego luego vamos aumentando hasta que queda como una mayonesa.
En ese momento añadimos hojas de albahaca, menta y unas gota de aceite de limón.
Movemos con una cuchara de palo y ponemos en moldes. Si utilizáis moldes rígidos, ponedle al molde un poquito de aceite por las paredes para que se despegue bien.
Ya véis que el proceso es igual aunque variamos los ingredientes...ya vamos a cambiarlo y a hacer otro más complicado...Saludos!!!





sábado, 28 de julio de 2012

Jabón y mascarilla de caléndula caseros

La caléndula es una planta con propiedades cicatrizantes y calmantes. Hoy vamos a hacer una mascarilla de este tipo porque ahora, en verano, puede venir bien para posibles quemaduras, tirantez de la piel o descamación.
Ponemos 90ml (unas 6 cucharadas) de caléndula seca en un cuenco y le vertemos 45ml de agua caliente sobre ellas. Le añadimos a esto 60ml de harina de avena y 15ml de lecitina granulada. Batimos esta mezcla bien con la batidora. Una vez hecho esto, añadimos 60ml de yogur natural y mezclamos bien.
Esta mascarilla nos la ponemos cuando aún esté tibia y la tendremos de 20-30 minutos. Luego la retiramos con agua tibia.
Para el jabón de caléndula necesitamos: 682gr de aceite de oliva virgen, 85gr de sosa, 213gr de agua. Con todo ello formaremos 1kg de jabón. Si necesitáis más o menos dividimos o multiplicamos las cantidades. También necesitamos 3cc soperas de caléndula seca y aceite de caléndula unas 15-20 gotitas.

Empezamos haciendo una infusión de caléndula con 300ml de agua y una cucharada de caléndula. Dejamos que hierva unos 5 minutos. Dejamos que se enfríe.
De esta infusión, tomamos 213ml y le añadimos la sosa. Por otra parte, calentamos el aceite sin que llegue a hervir. Cuando las temperaturas de ambos están a unos 40ºC los mezclamos añadiendo la sosa poco a poco al aceite y batimos con la batidora a velocidad 1. Batimos hasta conseguir que parezca mayonesa. En ese momento, añadimos la caléndula y las gotas de aceite de caléndula.
Finalmente, echamos la mezcla en moldes y ponemos por encima más caléndula para adornar.
La dejamos un día en los moldes y luego un mes en un sitio aireado hasta poder utilizarlos.
Este jabón tiene propiedades calmantes para pieles irritadas o enrojecidas, con descamación, tirantez, sequedad o picor.
Hay que probarlos!!! Ánimo!! Si no encontráis algún ingrediente os lo puedo proporcionar así como cualquier tipo de jabón. Saludos!!!

Jabones caseros

Hoy me he animado para hacer jabón casero. Es para un regalo de boda...queda muy especial y sobretodo, si lo envolvemos con esmero...
Los ingredientes nos darán un jabón ecológico que no contamina, y que es el de toda la vida...Éstos son: aceite de oliva, sosa cáustica lo más pura posible, agua (destilada es mejor), aceites, lavanda,....lo que queramos añadir. Las medidas son: 192 gr de agua, 80gr de sosa, 604 gr de aceite.
Primero, añadimos al agua la sosa. Para ello debéis tener cuidado y protegéos con gafas y guantes de goma. La habitación debe de estar ventilada. Al echar la sosa, se desprende calor que llega a unos 60ºC. Movemos hasta que se disuelva completamente la sosa.

Una vez disuelta, dejamos enfriar hasta los 40ºc. Podéis utilizar un termómetro de cocina para ello.
Vamos a calentar el aceite hasta los 40ºC para que los dos tengan la misma temperatura.

Una vez que están a igual temperatura, añadimos la sosa al aceite y no al revés.
Empezamos a batir con la batidora a la mínima velocidad y a la vez damos vueltas con la misma.
Cuando cambie el color de la mezcla, subimos un poco la velocidad de la batidora y batimos hasta que quede como mayonesa, es decir, cuando movamos la batidora que quede un surco.
Ahora, yo he dividido en 2 partes la mezcla porque voy a hacer 2 jabones distíntos.
Uno lo vamos a hacer con cúrcuma, romero y aceite de limón. El otro con lavanda y rosa mosqueta.
Éste es de cúrcuma: añadimos una cucharada sopera, otra de romero y unas gotitas de aceite de limón. Este jabón tiene propiedades altamente antiinflamatorias por la cúrcuma y antioxidantes y sirve para hongos, psoriasis...también regula los niveles de grasa y antiséptico gracias al limón.
Este jabón tiene lavanda (espliego) y gotas de rosa mosqueta y sus propiedades son: antiséptico, relajante, calmante y capacidad regeneradora gracias a la rosa mosqueta.
Mezclamos bien los ingredientes y llenamos unos moldes...yo he cogido diferentes para que os dé una idea. Unos que utilizo mucho son los moldes de galletas o de hielo...con formas de corazón, flor..
Ahora esperáis unas horas o un día y desmoldáis. Ya sabéis que el jabón es como el queso. Debéis de dejarlo un mes para que haya ocurrido la saponificación total y no haya sosa...quedará ideal. Yo mañana os enseño las fotos...Espero que os haya gustado...Saludos.
Hola!!! Aquí os dejo las fotos de los jabones...Han quedado ideales!!! Me encanta...hoy más.